Prometieron un 2018 intenso y aquí están para demostrarlo. GMLRS abrieron el pasado viernes una nueva etapa en su carrera con un doble estreno, el de los temas Amor en stereo y Tímida. Una intensa dosis musical que no va a dejar a nadie indiferente, porque llega cargada de sonidos refrescantes, muchas dosis de música urbana y ganas de disfrutar.

Amor en stereo es el más claro ejemplo. Es un nuevo reto para Jesús y Dani, que se han empeñado en innovar y hacernos bailar. Tímida tira más hacia lo que todos conocemos de Gemeliers, pero no deja de confirmar lo que este doble estreno viene a significar: que, a sus 19 recién cumplidos, estos chicos han dejado una etapa atrás. Lo que queda atrás es el grupo adolescente, y lo que llega son dos jóvenes que comparten preocupaciones y aspiraciones con tantos chicos de su edad. Igual pueden bailar que estudiar, ir con sus padres o salir con amigos, tener pareja o lo que sea. Todo ello también marca su carrera y dan rienda suelta a sus instintos artísticos, dejando su impronta con una nueva propuesta visual y un sonido más actual.

“Ha sido algo difícil y arriesgado, pero teníamos muchas ganas de hacerlo, queríamos experimentar con sonidos nuevos”, dice Dani hablando de Amor en stereo, aunque tampoco se pueda decir que en Tímida no arriesguen. “Amor en stereo anuncia nuestro cambio y nuestros nuevos proyectos, con un sonido bastante peculiar que jamás nadie nos pudiera imaginar”, añade, y Jesús apunta: “Es lo que hemos escuchado desde que nacimos: el trap, el reggaetón, que la gente baile… Eso es lo que queremos realmente. Una línea muy fresquita, de cara al verano, arriesgándonos mucho”.

La sorpresa no está solo en lo musical, sino también en la forma en que nos han hecho partícipes del cambio. Ahí quedan sus Stories del pasado jueves en Instagram, una conversación que mantuvieron en forma de apuesta por distintas canciones para abrir esta etapa de los nuevos GMLRS. La conversación acaba con la noticia bomba: un doble estreno que demuestra que los dos tenían razón.

Dejar respuesta